Embarazo en menores comienza a los 12 años

30 de Septiembre de 2016, 04:28

    El estudio de “embarazos en la adolescencia en 14 municipios de Bolivia” señala que los registros obtenidos en el estudio a través de la Hoja de Control Perinatal (HCP) no corresponden a los datos reportados por el Sistema Nacional de Información en Salud (SNIS), cuyas cifras invisibilivizan a las madres adolescentes de 12 años.

El Fondo de Población de la Organización de Naciones Unidas (Unfpa) elaboró el estudio en 14 municipios: en Chuquisaca, Sucre, Tomina, Sopachuy, Camargo y San Lucas; en La Paz, La Paz, Viacha, Coroico y Andrés de Machaca; en Cochabamba, Punata y Tiquipaya; en Potosí, Llallagua, Uncía y Tupiza.

La representante del Unfpa, en La Paz, Ana Angarita, sostuvo que el promedio de edad de las adolescentes embarazadas es de 14 a 17 años. Sin embargo, este dato invisibiliza a las madres adolescentes de 12 años. De 3.966 adolescentes, entre 12 y 18, que fueron entrevistadas.

Entre ésas, las adolescentes se encuentran embarazadas o tuvieron un hijo. “Es decir la mitad, 2.100 niñas estarían embarazadas o ya tuvieron un primer embarazo, en su mayoría son niñas embarazadas menores de 18 años”, dijo.

Además, el 28 por ciento de las adolescentes que fueron entrevistadas, aseguraron que cursan el nivel primario de escolaridad. “Ésta cifra es muy preocupante, porque son muy adolecentes”.

HISTORIAS CLÍNICAS PERINATALES

Por su parte, la representante auxiliar Celia Taborga, durante la presentación del estudio, reveló las Historias Clínicas Perinatales (HCP) de 3.966 adolescentes embarazadas o habían tenido un parto en el año 2013. Los datos fueron recolectados en 65 centros de salud.

El SNIS registra los embarazos. Por ejemplo, en La Paz el año 2013 se registró 2.227 casos, en tanto que con el estudio y la evaluación de los HCP se registró 1.151.

“No hay un registro confiable sobre los embarazos en adolescentes, existen grandes diferencias entre el SNIS y los registros HCP”, dijo.

La HCP se utiliza habitualmente en el sistema público de salud, pero su llenado tiene un alto grado de omisión de datos. “Por lo tanto, no es un instrumento confiable en su rigurosidad para la referencia de pacientes al ser incompleto”, agregó.

Explicó que el nivel de omisión se concentra en las características generales de la adolecente, tiene que ver con violencia o sí el embarazo fue o no producto de violencia. “Hace falta trabajar en la sensibilidad del personal de salud”.

FECUNDIDAD

Al momento de analizar la fecundidad con la adolescencia, se reveló que 18,9% tiene un embarazo previo, 3.2 % dos embarazos, 0.4% tres embarazos y 0.1% ha tenido cuatro embarazos previos. Es decir que 22 por ciento de las adolescentes que fueron madres el 2013, ya habían tenido un embarazo previo.

“Estamos hablando de un universo más amplio, es un dato que debe llevarnos a una reflexión”, dijo.

POBREZA, SITUACIÓN CONYUGAL Y ABORTOS

Al menos tres de cada diez son madres, frente al menos del 8%. El embarazo en adolescentes está muy relacionado a la equidad y también a la pobreza y violencia sexual y psicológica.

Respecto a la situación conyugal de las adolescentes, 39 de cada 100 adolescentes estaba soltera al momento del embarazo o parto. El porcentaje de adolecentes casadas es de menos del 4%.

El porcentaje de abortos en adolecentes es alto, llega a 27%, casi el triple de acuerdo a los parámetros, 6% no saben cómo termina. La Paz y Tupiza son las regiones donde se encontró porcentajes de aborto por encima del 25%.

SERVICIOS DE SALUD

Sostuvo que las adolescentes expresaron que tienen miedo de asistir a un centro de salud, porque pueden ser regañadas y discriminadas, “y viven su maternidad silenciosamente”.

A su juicio, se necesita trabajar en políticas dirigidas a la sexualidad en educación integral, donde trabajen de manera coordinada padres de familia, sectores como salud, cultura, deportes, entre otros, para que se conviertan en “informantes en educación sexual”.

MÉTODOS ANTICONCEPTIVOS

Los métodos anticonceptivos más utilizados por las adolescentes fueron el condón (en muchos casos mal utilizado), calendario (utilizado sin un cálculo preciso), coito interrumpido (basado en información errónea).

La mayoría de las adolescentes, “no utilizó métodos anticonceptivos, algunas conocían sobre la existencia, pero no sabían cómo usarlo ni dónde conseguirlo.

Por su parte, el viceministro de Igualdad de Oportunidades, Juan Antonio Pérez, sostuvo que el Plan Plurinacional de Embarazos señala que el Ministerio de Salud debe establecer el índice de embarazos en adolescentes, y se deben mejorar los registros de embarazos. “Estamos en la obligación de mejorar los sistemas de registro si queremos cumplir el Plan”.

Además señaló que en Educación se debe ahondar con más fuerza la prevención de los embarazos en adolescentes, y este además debe venir desde las familias. “En la curricula escolar se debe implementar una materia donde se dé a conocer la información”.
El Diario.

Radio en VIVO

CHAT - Uniendo a más bolivianos en todo el planeta

Chat

Radio FmBolivia en Twtter

Radio FmBolivia en Facebook

Menu

Google+

Publicidad

La hora en Bolivia

Revisa tu Horóscopo...