45,8 millones de personas están esclavizadas alrededor del mundo

31 de Mayo de 2016, 11:50

Descubrimientos clave del Índice Global de Esclavitud de 2016:
Número total de personas esclavizadas en el mundo: 45,8 millones
Una metodología perfeccionada revela que existen 10 millones más de individuos esclavizados, que los que se habían calculado previamente, un aumento del 28%
India sigue siendo el país con el más alto número absoluto de individuos esclavizados (18,3 millones). La respuesta de su gobierno se refuerza rápidamente
La investigación incluye más de 42.000 entrevistas, llevadas a cabo en 53 idiomas, en 25 países; representa el 44% de la población mundial e incluye 15 encuestas realizadas a nivel estatal en India
La esclavitud moderna existe en los 167 países cubiertos por el Índice Global de Esclavitud
Corea del Norte posee la mayor incidencia de esclavitud moderna (4,37% de la población) y la menor respuesta por parte del gobierno.


Se calcula que un total de 45,8 millones de hombres, mujeres y niños en el mundo están atrapados por la esclavitud moderna - 28% más de lo que se estimaba. Son esclavizados para el tráfico de personas, trabajo forzado, la servidumbre por deudas, el matrimonio forzado o servil, o la explotación comercial sexual. Esto es revelado en el Índice Global de Esclavitud de 2016, el informe de investigación más importante publicado hoy en día por la Fundación Walk Free.

Haití y la República Dominicana poseen el mayor predominio en la región, con un 0,995% de su población viviendo en esclavitud moderna. Perú posee un 0,639%. México, un 0,297%. Y Brasil aparece con un 0,078%. 

El país de la región con el mayor número absoluto estimado de individuos cautivos en la esclavitud moderna es México con 376.800 individuos, seguido por Colombia (308.200). Brasil (161.100) y Perú (200.500) también muestran números absolutos significativos.

Los países americanos que poseen los menores predominios son Canadá (0,018%, 6.500), los Estados Unidos (0,018%, 57.700), Brasil (0,078%, 161.100), en ese orden, aunque en términos absolutos, Brasil y los EE.UU siguen mostrando cifras absolutas significativas, en términos de la cantidad total de individuos cautivos en la esclavitud moderna.

En las Américas, la esclavitud moderna afecta a hombres, mujeres y niños, y en general se traduce en trabajo forzado, explotación comercial sexual y, en menor grado, mendicidad forzada. El trabajo forzado afecta principalmente a las mujeres en las industrias agrícola, minera, constructora y doméstica, sobre todo en América Central y del Norte, y en el Caribe. El trabajo forzado es un problema predominante entre los grupos indígenas de Perú, Bolivia y Colombia.  Esas encarnaciones de la esclavitud moderna predominan en las industrias con gran intensidad de mano de obra no calificada, incluyendo la agricultura, la confección de ropa, la construcción y la minería.  Los hombres jóvenes son los más susceptibles de ser sometidos a trabajos forzados.  Lo contrario es cierto en la explotación comercial sexual (CSE en inglés), donde es más probable que mujeres y niños de Sudamérica denuncien los casos de CSE.  La CSE predomina principalmente en las comunidades vulnerables, como lesbianas, gays, bisexuales y trans-género (LGBT) de América Central y del Sur, y en los niños incluidos en sistemas de protección social en los Estados Unidos.

Concentrada en áreas rurales, la explotación tiene lugar en la región del Cerrado en Brasil y a lo largo del Amazonas, con informes de trabajo forzado en las industrias de la caoba, del ladrillo y de las minas de oro, en las regiones amazónicas de Perú y Ecuador.  Los hombres jóvenes son los más susceptibles de ser sometidos a trabajos forzados. Durante el 2015, solo en Brasil, un total de 936 trabajadores fueron rescatados de condiciones de esclavitud. Los individuos eran principalmente hombres jóvenes, de entre 15 y 39 años de edad, con bajos niveles de educación, que habían migrado internamente en búsqueda de oportunidades de trabajo.  Otros informes de 2015 indican que aproximadamente 500 trabajadores brasileños fueron transportados a Angola, donde trabajaron en condiciones similares a las de la esclavitud moderna.

América Latina informa altos índices de violencia contra la mujer, con El Salvador en primer lugar, en cuanto a la cantidad de feminicidios a nivel mundial. A causa de dichos índices, una gran cantidad de mujeres buscan asilo en países como los Estados Unidos. Sin embargo, el asilo por violencia de género sigue siendo tema de controversia, y muchos crímenes domésticos siguen sin ser informados, tanto por la policía como por el personal hospitalario. También existen informes que indican que personas lesbianas, gay, bisexuales y trans-género de América Latina y del Caribe son traficadas a Europa occidental, con fines de explotación sexual.

Respuesta gubernamental
Las respuestas gubernamentales más enérgicas en contra de la esclavitud moderna en América se dieron en los Estados Unidos, Argentina, Canadá y Brasil. Mientras que 20 países tienen un plan de acción para combatir algún tipo de esclavitud moderna, sólo cinco países tienen un organismo independiente para monitorear su implementación.  Más aun, sólo en Brasil se encontró evidencia de financiación adecuada para estos planes.

Llamamiento a la acción
El Sr. Andrew Forrest, presidente y fundador de la Fundación Walk Free, expresó que la erradicación de la esclavitud tiene sentido desde un punto de vista moral, político, lógico y económico, e hizo un llamamiento a los gobiernos de las mayores potencias económicas del mundo a sancionar y poner en práctica sólidas medidas anti-esclavitud.

“Hacemos un llamado a las mayores potencias económicas del mundo a sancionar leyes que sean por lo menos igual de estrictas que la Ley contra la esclavitud moderna de 2015 del Reino Unido, con presupuesto y capacidad para su aplicación, a fin de asegurar que todas las organizaciones sean consideradas responsables por la esclavitud moderna en sus cadenas de distribución, y empoderar la supervisión independiente. Los líderes de las mayores potencias económicas del mundo deben llamar la atención de las empresas sobre este problema, exigiendo que se concentren en la transparencia de sus cadenas de distribución.”

Radio en VIVO

CHAT - Uniendo a más bolivianos en todo el planeta

Chat

Radio FmBolivia en Twtter

Radio FmBolivia en Facebook

Menu

Google+

Publicidad

La hora en Bolivia

Revisa tu Horóscopo...