Jorge Villanueva: Baile, baile y m醩 baile

24 de Abril de 2013, 07:37

Con bastante sorpresa nos hemos enterado de la realización de una denominada “Entrada Folklórica Infantil del Gran Poder” con el objetivo, dijeron los organizadores, de “incentivar” (?) a los niños.

No hay duda de que el baile folklórico y otras danzas en las calles, acompañadas por vistosas bandas de música, son parte de la cultura nacional y universal y alegran el espíritu; pero después de la finalización de las famosas “entradas” realizadas por adultos, tanto en el Gran Poder como en otras ocho centenares que se realizan anualmente en nuestro departamento, observamos: fuertes erogaciones de dinero, exceso en el consumo de bebidas alcohólicas, escándalos callejeros, acumulación de latas, botellas y sobras de comida, peleas, robos, etc. Nos preguntamos: ¿para esas actividades se pretende “incentivar” a los niños de hoy? ¿No sería mejor alentar a la niñez para otras actividades más nobles, utilitarias o de superación intelectual?

¿FUTURAS “ENTRADAS”?
Parecería que estamos exagerando en este tema de los bailes y las famosas “entradas” folklóricas. Primero, la fastuosa del Gran Poder; después las Universitarias (la estatal y la privada).

Ahora ojalá que no se les ocurra efectuar nuevas “entradas” que podrían ser: de niños de kínder, de alumnos de primaria, secundaria y ¡cuidado! de abogados, ingenieros, arquitectos, profesores, médicos, economistas, filósofos (si es que los hay), comunicadores, contrabandistas, uniformados, etc. y cuanta profesión u ocupación existe en esta “hoyada” de jolgorio, huelgas y bloqueos cotidianos.

Y hay un temor más: de que a algún “cráneo” se le ocurra convocar a la realización de “entradas” folklóricas nada menos que a los componentes del Legislativo, Ejecutivo y Judicial, encabezadas por sus principales autoridades (“¡ay, tatito!”, como dice una vendedora del mercado).

Y algo más, así como ahora es requisito ser o haber sido dirigente sindical para aspirar a algún cargo público; no vaya a ser que para obtener títulos de bachillerato o de profesiones universitarias, exijan como otro requisito “haber participado en alguna “entrada” folklórica (¡horror!).

RECOMENDACIONES
“Dejad que los niños vengan a mí”, dijo Cristo hace dos milenios. “Dejad tranquilos a los niños”, recomendamos nosotros. No pretendan desde ahora iniciarlos en fiestas epicúreas de homenajes disimulados a Baco, ni pretendan convertirlos en las divisiones inferiores de los fiesteros de hoy.

La recomendación sirva también para los maestros de kínder, primaria y secundaria, que muchas veces obligan, para mejorar calificaciones, a realizar estas manifestaciones so pretexto de “incentivar nuestra cultura”, cuando la decisión debería ser voluntaria.
El Diario

Radio en VIVO

CHAT - Uniendo a más bolivianos en todo el planeta

Chat

Radio FmBolivia en Twtter

Radio FmBolivia en Facebook

Menu

Google+

Publicidad

La hora en Bolivia

Revisa tu Hor髎copo...